Sin noticias

[…]Los periodistas vivimos tiempos cambientes, difíciles y extraños. Precariedad, despidos, abusos, desprestigios variados dentro y fuera de las redacciones… La profesión, en general, parece cada vez más ultrajada, más desacreditada. El periodismo serio, profesional y de calidad, un mecanismo imprescindible en cualquier sociedad, se confunde cada vez más con otro tipo de periodismo (llamémosle ocre, morado o magenta, da igual el color), también con el intrusismo aficionado (“periodismo ciudadano” lo llaman) de dudosa eficacia y validez. (Yo podría ser un maestro manejando el cuchillo jamonero y no por ello se me permitiría jamás meterme a cirujano e intervenir a “corazón abierto”, o ser, como soy, un gran aficionado a la aviación y no por ello se me permite pilotar una aeronave cargada de pasajeros). […]

El periodismo trata todo, habla sobre cualquier tema… sin embargo no se acuerda de dar noticias sobre su propia situación. Son pocos los comunicadores que se atreven con ello. David Cantero, presentador del TD, hoy decide reivindicar su profesión a través del blog que comparte con Milá -no se sabe por cuanto tiempo-, María Casado y Ana Blanco. Apoyo su opinión, pero puede que a veces son los propios periodistas los que por pasotismo no preguntan por cosas con trascendencia, ya que darían lugar a más trabajo, o a la reorganización de éste. El futuro del periodismo siempre fue incierto, ahora no va a ser menos…

Anuncios

Los comentarios están cerrados.