«No descarto la posibilidad de que algún día llegue a haber mujeres brigadistas»

SANTIAGO SUÁREZ

JEFE DE LA BRIGADA DE SALVAMENTO MINERO

Santiago SuárezSantiago Suárez, natural de Pola de Laviana (localidad minera de la Cuenca del Nalón), es Ingeniero Técnico de Minas. Pasados los años adquirió el título de especialista como técnico prevencionista de nivel superior en seguridad, higiene industrial y hergonomía y psicología aplicadas. Desde 1987, año en que terminó su carrera, trabajó en la minería metálica, pero en 1990 entró a formar parte de HUNOSA, la mayor empresa de minería del carbón de Asturias. Hasta el 2001 fue el jefe de cuartel del Pozo Candín, situado entre las localidades langreanas de Sama y La Felguera, y desde ese año hasta el 2005 estuvo en el Centro 01 de Servicios de Prevención de la empresa en Oviedo. Cuando consiguió los años necesarios de experiencia y quedó vacante la plaza de mayor rango de la Brigada de Salvamento Minero optó a ella, fue en 2005 cuando se convirtió en jefe del grupo de salvamento de la empresa hullera. Actualmente tiene cuarenta y cinco años y a finales de este año se prejubila después de entregar una vida entera a la minería.

¿En qué consiste un día normal de trabajo para usted?

Se basa en programar el día, incluyendo los aspectos que puedan ir surgiendo y que no están en esa programación.

¿Y para la Brigada en general?

El trabajo de los brigadistas consiste sobre todo en formación y práctica. Formación en el sentido de recordar todos los aspectos teóricos adquiridos anteriormente, como el mantenimiento de equipos. Y prácticas, como por ejemplo escalada industrial

En el caso de recibir un aviso de incidente en un pozo, ¿cómo es la cadena de trabajo que se lleva a cabo?

A través del teléfono recibimos el aviso del pozo, nos dicen todos los datos de los que dispongan: cómo fue, cuantos afectados puede haber, dónde ocurrió… Recibimos una primera valoración hecha por ellos, y nada más recibir el aviso salimos hacia el lugar en nuestro camión. Generalmente alguien espera nuestra llegada, y en el caso de que no conozcamos la zona nos guía hasta el lugar.

¿Cómo es la relación entre el trabajo dentro del pozo minero y el de fuera?

En el momento en que ocurre un incidente desde la Brigada gestionamos que el siguiente relevo se incorpore inmediatamente a trabajar, por ejemplo si ocurre por la mañana el personal que trabajaría por la tarde debería asistir inmediatamente al puesto de trabajo. De esta manera se cubre la espalda del cuerpo por si ocurre un segundo incidente, cosa que nunca se dio y que es poco probable.

¿Cada pozo minero cuenta con un equipo propio de salvamento?

Nosotros estamos disponibles para todos los pozos, porque no todos tienen equipo propio. Esos equipos son conocidos como equipos de primera intervención, menos preparados que los brigadistas de salvamento pero sí nos sustituyen, en la medida en que puedan, hasta que lleguemos nosotros.

Infraestructuras para el entrenamiento¿En qué trabaja la Brigada cuando no ocurre ningún incidente?

Sobre todo en incrementar la formación, pero también se estudian siniestros ocurridos para prevenir los próximos.

¿Con cuánto personal cuenta la Brigada de Salvamento Minero? Una característica de la mina es todos los rangos existentes en ella, desde el ayudante minero hasta el ingeniero superior, ¿cuáles son los rangos en vuestro cuerpo?

En total hay diez brigadistas, tres conductores, un jefe de mantenimiento, el jefe de la Brigada, dos ingenieros técnicos y un médico brigadista. Los rangos estipulados son: el presidente de la Asociación, el director técnico de la Brigada, un ingeniero de minas, el jefe de la Brigada, mandos intermedios de ingenieros técnicos y en último lugar los brigadistas, pero dentro de ellos uno hace de jefe de equipo.

FORMACIÓN

¿En qué momento sintió ganas de convertirse en esto? ¿Cuándo empezó a sentir la vocación?

Para poder desarrollar este trabajo te tiene que gustar. Exige un gran sacrificio y constancia, en ningún momento puedes olvidar en qué trabajas, debes de estar localizable siempre, cualquier día y a cualquier hora. Y como tiene mucho prestigio la gente viene porque está muy reconocido. Después de alcanzar la categoría profesional me presenté a las pruebas y me cogieron, me gustaba la ida, y no rechacé la oportunidad.

¿Cómo se entra a formar parte del cuerpo?

Hay convocatorias para todos los rangos cuando se debe suplir una plaza. Y para cada puesto se requieren unos requisitos (como por ejemplo, un informe positivo del jefe del pozo).

¿Cuál es la manera de mantenerse en forma?

La obligación de todos los miembros es estar en buen estado físico. Una hora diaria de su trabajo consiste en ejercicios en las instalaciones propias de la Brigada. Y los brigadistas que les toca estar el mes en la mina hacen el ejercicio allí, se les manda a las zonas más complicadas para que mejoren sus habilidades y entrenen por lo que pueda llegar a pasar.

¿Hay alguna mujer en el equipo?

Prácticas en derrumbesNo, a día de hoy no hay ninguna, y tampoco a lo largo de la historia la llegó a haber. Para poder estar en el cuerpo hay que tener una serie de requisitos (diez años de antigüedad en trabajos mineros, seis años de experiencia en una categoría profesional y una formación física impecable), los cuales son difíciles de alcanzar por una mujer, porque la incorporación de la mujer a la mina es muy reciente. Pero no descarto la posibilidad de que las llegue a haber.

¿Cree que las mujeres sirven para trabajar dentro de la mina?

En determinadas categorías sí, pero en otras no. El valer o no, no se trata de ser mujer o ser hombre, sino de tener unas cualidades físicas para poder desarrollar ese trabajo. Se trata de una limitación natural.

SENTIMIENTOS CONTRARIOS

Si no es una pregunta muy comprometida, ¿ha salvado muchas vidas?

En la historia de la Brigada muchísimas, en mi caso no tantas. El último caso fue un minero polaco en el mes de noviembre.

¿Se ha sentido alguna vez impotente?

Ante un siniestro siempre se tiene cierta impotencia, pero cuando lo haces lo mejor que puedes y sabes, te sientes realizado aunque el resultado no sea el esperado.

¿En algún momento el cuerpo ha fallado en su trabajo?

No, fallar como tal no. De ahí todo el prestigio que tiene, además de varias conmemoraciones, tiene la medalla de oro al mérito civil con distintivo azul, sólo hay tres concedidas en toda España.

Este es un trabajo que da tanto alegrías como tristezas, ¿qué es lo que más le gusta de su trabajo?

Ver como las personas valoran el trabajo que haces.

FUTURO MINERO

¿Cuál es su opinión general sobre el futuro de la mina?

Se trata de un futuro muy incierto. Los temas relacionados con el carbón vienen dictaminados por Europa, pero desde mi punto de vista y puesto que es un producto autóctono de España, se debería seguir apostando por él.

¿Ve viable la apertura de antiguas minas?

Todo depende de la coyuntura internacional, pero abrir las minas antiguas no lo veo factible, creo que se debería mantener la actividad y crear nuevos campos dentro de los propios pozos.

¿Y el pacto entre Endesa y HUNOSA?

Todos los pactos con las compañías eléctricas son muy importantes para la minería. La alianza con una empresa tan importante es muy favorable.

El último gran incidente, que afectó a varios pozos mineros y a varias localidades, tuvo lugar en abril de 2007. ¿Cómo recuerda aquel día?

Perfectamente, detalle a detalle, minuto a minuto. Fue el incendio más importante que hubo en la minería de HUNOSA desde que existe, incluso podría asegurar que en toda la minería del carbón de Asturias. Pero con mucho trabajo se lograron buenos resultados, y el hecho de que no hubiera víctimas hizo que trabajáramos con más gana y psicológicamente más despiertos.

Por último, ¿podría adelantarnos cómo se celebrará el centenario de la Brigada en 2012?

Lo que se pretende es recordar la andadura de la Brigada, ya que no todas las instituciones pueden presumir de cumplir cien años. Se va a hacer una exposición itinerante sobre seguridad con un ciclo de conferencias, que empezará o terminará en Madrid. Todo ello para recordar la función de la Brigada porque hasta hace muy poco tiempo era sinónimo de muertes, y quizás con esto se rompa el mito ya que hacemos muchos trabajos de formación y prevención.

***

Desde su nacimiento en 1967, Hunosa ha perdido cerca de quinientos hombres en el interior de la tierra. Hoy, se cumplen catorce años del accidente con más víctimas mortales de la historia de la empresa. La explotación más peligrosa es el pozo San Nicolás de Mieres, conocido popularmente como Nicolasa, en cuyas galerías han perdido la vida entorno a cincuenta personas, de las que catorce, casi una tercera parte del total, perdieron la vida en un mismo accidente el 31 de agosto del año 1995. Un año fatídico ya que unos meses después, en octubre, otro accidente segaba la vida de cuatro mineros en el pozo langreano de Candín. De hecho, sólo en aquel año perdieron la vida veintiséis personas en los pozos asturianos, lo que colocó al sector a la cabeza de la siniestralidad laboral en la región.

Conseguir que el 2004 y el 2006 no tuvieran víctimas mortales no es una tarea fácil, tampoco que disminuya el número de accidentes mortales año tras año. Esta cifras en gran parte se deben a la Brigada de Salvamento Minero, que está de celebración por su centenario. Cuando en mayo realicé la entrevista a Santiago Suárez me contó que la Brigada nunca fue vista con buenos ojos por las mujeres de los pueblos, era asociada a muerte… Antes la realidad era esa, la mayoría de las actuaciones eran de accidentes en el interior, sin embargo ahora no, pocas son las personas ajenas a la minería que conocen realmente a qué se dedican todos los hombres que forman el cuerpo de brigadistas.Y después de pasar dos horas en la base de la Brigada creo que merecen un poco de atención y conocimiento sobre su profesión.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.