Una Semana Santa diferente

Diferente porque no está él, porque Miguel Delibes se fue hace varias semanas. Valladolid segurirá teniendo su encanto, su Semana Santa seguirá siendo importante, pero ya no tendrá quien la defienda como él lo hacía.

Hace unos años Tomás Salvador analizó la novela española de su tiempo, la de mediados del siglo pasado. Alabó a Miguel Delibes pero señaló que le perjudicaba “la visión provinciana“. Un tanto exasperado Miguel Delibes le contestó:

¿Quiere decir Tomás Salvador que mis novelas suelen discurrir en una capital de provincia? ¿Es esto malo? ¿O quiere decir que los protagonistas de mis libros suelen ser gente modesta o, a lo sumo, pequeños burgueses, pero nunca gente de esa que ha dado en llamarse gente de mundo? ¿Cree Tomás Salvador que yo sería mejor novelista si viviese en Madrid? ¿Es posible que piense que una auténtica visión del mundo no la proporcionan sino las grandes capitales?

Anuncios

Los comentarios están cerrados.